A menudo se repiten las mismas dudas sobre dar una 2ª vida a las joyas de oro. Así que te he preparado un recopilatorio con la información que más me preguntáis sobre oro reciclado, por si te ayuda 😉 

Previamente se analizan las joyas que quieres fundir para evitar sorpresas al trabajarlo. Si hay joyas bañadas/chapadas o que sean dudosas, estas se descartan porque si mezclamos oro de diferente quilataje este podría quebrarse y romperse al trabajarlo (en joyería se dice que el oro se agria)

💎 Si las joyas antiguas tienen piedras preciosas, estas se pueden recuperar e incluir si quieres en el nuevo diseño. Siempre hay el riesgo que puedan romperse (tienen varios años y desconocemos su estado y calidad) y me gusta avisarlo siempre que venís para evitar sorpresas. De todas formas no es habitual que se rompan, aún así es un riesgo que existe.

Se puede variar la aleación (color) del oro si queremos hacerle una nueva aleación por ejemplo para pasar del oro amarillo al oro blanco/rosa. El proceso a seguir variará en función de si queremos o no mantener su color:

  • Fundir: Si queremos mantener el color del oro, lo que haré en el taller es fundirlo (eso sí, no se pueden mezclar diferentes colores de oro. Para cada color tendría que haber una fundición por separado. Vamos a suponer que fundimos joyas de oro amarillo, el lingote que saldrá después de fundirlo seguirá siendo de color amarillo.
  • Afinar: Es el proceso que tendremos que hacer si queremos cambiar el color (aleación) del oro. Y aunque no es nada habitual encontrarnos con estos casos también tenemos que contemplarlos: Si tenemos joyas de diferentes K o si el lingote se agria será necesario afinar el oro. Afinar quiere decir que mediante un proceso de recuperación se obtiene el oro puro (24K), a partir del cual podremos hacer la nueva aleación para darle el color que queramos. Este proceso tiene mermas (pérdida) del peso de metal inicial, ya que estamos eliminando la parte de la aleación que acompaña al oro (esta dependerá de los K de las joyas antiguas), pero no te preocupes porque en cada caso lo estudiaremos bien antes de fundir nada.

Quiero dar fe de que, a pesar de que el proceso de afinaje se subcontrata a una empresa externa dedicada a ello, consta de la misma confianza como si se hiciera propiamente en el taller. Dicha empresa analiza las joyas y nos devuelve el oro fino de las mismas joyas. Ya que se hace de forma independiente, sin mezclarse con otros procesos de afinaje. 

 

¿Y qué pasa si luego no tengo suficiente oro para la nueva joya? Pues puedes estar tranquila porque haremos todos estos cálculos previamente a fundir ninguna joya

El proceso que seguiremos es el mismo que para las joyas personalizadas. Hacemos un primer diseño+presupuesto (sin compromiso), a partir del cual se calcula el peso de oro que vamos a necesitar, así nos evitamos sustos 😉

En el presupuesto me gusta dejaros la comparativa de precio de si hiciéramos el diseño sin tener el oro. Para que realmente podamos apreciar realmente el valor económico (porque el sentimental es indudable) de la nueva joya que estamos haciendo. 

¿Sigues teniendo alguna duda? Puedes ponerte en contacto y las resolvemos 🤓